¿Seguirán bajando los precios del mercado inmobiliario? ¿Es mejor esperar o comprar ese piso cuanto antes? Si quiero vender, ¿lo hago con prisa? Si espero, ¿perderé dinero? Éstas y algunas otras son las preguntas del millón que se hace todo el mundo en el mercado inmobiliario. 

En un mercado a la baja, en plena crisis sanitaria y económica, la incertidumbre está servida. Ni siquiera los más expertos son capaces de asegurar la evolución del sector en los próximos meses, pero sí hay algunas previsiones que, de cumplirse, te indicarán si es buen momento para vender o para comprar un piso. 

En Holpper, te damos todos los datos para que tú mismo puedas decidir si es un buen momento o no para dar ese paso. Ten en cuenta que, a la hora de vender o comprar un inmueble, hay muchos otros factores, además de los precios, que indican si es buen momento. 

 

1. 2021: contexto pandemia

No sólo en España, sino en todo el mundo, el mercado inmobiliario ha sufrido un fuerte impacto tras la crisis sanitaria provocada por la COVID-19. Esto ha significado un descenso considerable en el número de transacciones de compraventa, que ha llegado a bajar un 30 % en algunas zonas.

Sin embargo, el año 2021 empieza con promesas de cambio. Poco a poco, la vacuna contra el coronavirus está apaciguando la situación a nivel sanitario, pero también lo hace a nivel económico. A medida que vaya creciendo este clima de seguridad generado por la vacuna, todos los otros aspectos se irán aposentando. 

En el momento en que haya una mínima inmunidad garantizada, ya se podrá viajar por Europa, lo que significará, entre otras cosas, que los inversores internacionales podrán regresar a su actividad. Así pues, gracias a la vacuna, casi todos los expertos prevén que habrá una subida en las ventas hacia mitad de año.

 

2. Oportunidad hipotecaria

Otro factor muy interesante que puede indicar que es un buen momento para comprar es que ahora mismo los bancos están ofreciendo hipotecas con condiciones óptimas para los compradores de vivienda.

Algunas entidades están trabajando con tasas fijas de hasta 30 años de unos 2,15 puntos porcentuales por encima del Euribor. Esto significa que los pagos hipotecarios que realizas cada mes serán más bajos, así que más gente podrá acceder a una hipoteca con estas condiciones. Además, teniendo en cuenta que el mercado del alquiler es más estático, es un buen momento para pasar de pagar un alquiler mensual a una hipoteca que, además de costar más o menos lo mismo, te garantiza una vivienda en propiedad. 

Sin embargo, en caso de que la crisis sanitaria no cesara y la economía en general no remontase este año, algunos bancos podrían optar por endurecer estas fáciles condiciones, provocando que, de repente, haya menos gente con la capacidad económica de realizar una transacción de este tipo. Así pues, si lo que quieres es comprar un piso y conseguir una hipoteca, fíjate bien, porque quizá este momento sea irrepetible. 

 

3. Precios a la baja

Los precios en el mercado inmobiliario siempre sufren variaciones, y lo hacen por una gran variedad de motivos. Hoy día, el motivo está bien claro: vivimos una situación de pandemia y crisis económica, así que es natural que el mercado se encuentre a la baja.

Esto quiere decir que, si los precios ya estaban en declive en 2019, en 2020 la bajada fue todavía mayor. Sin embargo, algunos expertos apuntan que, hacia finales de 2021, el sector podría experimentar una leve subida de precios. Esto se cumplirá si la situación de pandemia global va mejorando: la economía se estabilizará, los empleos se asegurarán, etc.

Con todo, ¿es buen momento o no para realizar transacciones de compraventa? Depende:

  • Si quieres comprar. Aunque los precios pueden seguir bajando, no lo harán mucho más, así que, si encuentras un inmueble que te interesa, no te duermas. Además, la oferta hipotecaria de los bancos es irrepetible, por lo que, si vas a comprar con hipoteca, debes tenerlo muy en cuenta. 
  • Si quieres vender. Si te corre prisa y encuentras compradores, es recomendable vender, ya que, por ahora, los precios están bajando. Sin embargo, las previsiones indican que, a finales de año, podría haber un repunte en los precios, pero nadie lo puede asegurar. Dependerá de muchos factores que no tienen nada que ver con el sector inmobiliario, como la efectividad de la vacuna contra el coronavirus, así que, si decides esperar, estarás asumiendo ese riesgo.

En definitiva, no solo el precio y las fluctuaciones del mercado indican el momento óptimo para comprar o vender un inmueble, hay muchas otras cuestiones que entran en juego, como tu motivo a la hora de comprar o vender. Ten en cuenta que las circunstancias son muy distintas si compras para crear un hogar, para abrir un negocio o para invertir en vivienda. Lo mismo sucede a la hora de vender, la urgencia que tengas determinará si puedes esperar más o menos.